El estadio López Púa contará con un nuevo sistema de riego y un resiembra

40
Actual aspecto del terreno de juego del López Púa.

El Ayuntamiento de Tarifa va a renovar el terreno del estadio López Púa, tanto el césped como el sistema de riego. Precisamente una de las principales reformas se han centrado en la incorporación de un sistema electrohidráulico para los cincuenta puntos de riego de los que consta campo.

En este sentido, se ha procedido a la sustitución de la unidad de control, ya que la anterior no funcionaba y estaba obsoleta, lo que supone la incorporación de una batería de convertidores electrohidráulicos para dar servicio al resto de la instalación de riego. Las mejoras también se dejan notar en las acometidas de agua y en los relojes de presión, así como en otras piezas.

También se fomenta un nuevo procedimiento para mantener el terreno de juego en condiciones óptimas de humedad. Esto asegura, a la vez, la eficiencia energética, un control real en el gasto del agua, que se aprovecha de forma más eficaz sobre el campo. Y es en el terreno de juego donde han sido sustituidos hasta 18 aspersores del total de cincuenta puntos de riego  existentes. El resto ha podido ser reformado y adaptado.

Los trabajos realizados sobre el césped han consistido en la eliminación de las especies de vegetación perjudiciales como el gramón o la grama fina,  para pasar después a la preparación de la superficie con abono. Se ha optado por una mezcla de semillas para la etapa del resemillado. Tras la siembra, los técnicos pasarán a la fase que consiste en la incorporación de una capa de arena de medio centímetro de espesor. Con esta capa se trabaja también la nivelación del terreno de juego. Un riego apropiado y a tiempo asegurará así el crecimiento de un césped idóneo para el juego.